fbpx

6 Consejos para Crear tu Calendario de Redes Sociales [Infografía]

Crear contenido adecuado para un público objetivo es una de las cosas que muchos autores y creadores deben pensar detenidamente.

En tu negocio, es importante desde un principio definir cuáles son los objetivos de una campaña de contenido para redes sociales para luego implementar las estrategias más adecuadas. Debes pensar qué recursos tienes en términos de personas, tiempo y dinero; y también pensar si puedes ser reactivo o si tienes que hacer todo por adelantado, planeado y programado con anticipación.

Muchos emprendedores tienden a tener varios problemas a la hora de crear contenido:

  • No se les ocurre nada que publicar.
  • Publican demasiado y abruman a la audiencia.
  • Sus publicaciones no conectan con el público objetivo.

Por ello es importante que como dueño de negocio consideres planificar tu contenido a través de un calendario de redes sociales.

¿Por qué?

  • Porque un calendario te da estructura.
  • Permite organizarte.
  • Sirve como un sistema de registro.
  • Planificas anticipadamente y ya conoces las fechas y eventos importantes que vendrán después
  • Es flexible.
  • Te mantiene enfocado en tus objetivos a mediano y largo plazo.
  • Te ayuda a medir los resultados de tus publicaciones en las redes sociales.

Consejos para crear tu calendario de redes sociales

1. Revisa tu estrategia de redes sociales

Antes de comenzar a crear tu calendario de redes sociales, debes revisar tus estrategias y esfuerzos actuales. Realiza una revisión exhaustiva de las plataformas y el contenido que utilizas y qué tan efectivo es este en cada una de esas plataformas.

Concentra tus esfuerzos en la plataforma donde está activa la mayor parte de tu audiencia. ¿Existe una plataforma en el que hayas visto un crecimiento particular? Dirígete a las estadísticas para conocer el por qué. Si hay una plataforma en la que tu contenido no está rindiendo, trata de ver por qué ese es el caso y qué puedes hacer de manera distinta.

Identifica el tipo de contenido que funciona y las horas en la que tu audiencia se encuentra más activa. Realiza una auditoria exhaustiva del rendimiento de tu contenido actual.

2. Identifica el objetivo de tu contenido

Actualmente, somos individuos que pasamos gran parte de nuestro tiempo consumiendo contenido.

Pero, en algún momento te has detenido a pensar ¿Cuál es la intención de ese contenido, su función o por qué existe?

Un ejemplo podría ser una imagen de un mono triste y enjaulado publicado por una organización de rescate de animales. El objetivo aquí es influir en la audiencia para que tomen acción apoyando a la organización a través de donaciones.

Por tal razón, al momento de crear tu propio contenido debes tomar en consideración cuál es tu propósito o cuál es tu intención.

Estas seis consideraciones que te muestro a continuación deberían ser el punto de partida para crear tu contenido online:

  • Para crear conciencia de marca o producto.
  • Para aumentar comunidad.
  • Para aumentar la clasificación SEO.
  • Para crear resultados en una audiencia en particular, como un llamado a la acción que invite a la compra o a compartir información.
  • Para influir en los sentimientos o en las acciones de una audiencia.
  • Para fidelizar clientes.

Antes de comenzar a crear cualquier tipo de contenido, pregúntate: ¿Qué quieres que el espectador haga, sepa, diga o sienta después?

3. Conoce a tu audiencia

Es posible que estés tratando de apuntar a personas en un área geográfica particular, o aquellas que emprenden una etapa o actividad de vida particular, como convertirse en madre o comprar un vehículo, o personas en un punto específico de su carrera.

Es posible que tu contenido necesite ser visto por personas que comparten un interés común o pasatiempo. También podría estar dirigido a personas en una situación particular. Por ejemplo, aburrido en un viaje diario, decidiendo qué cenar o incluso investigando la compra de un móvil nuevo.

Tener una idea clara sobre con quién estás hablando te ayudará a crear el mensaje correcto, así como decidir la plataforma de social media qué usarás para publicar contenido.

Si vas a crear contenido para una audiencia en particular, es sensato investigar un poco sobre sus hábitos y cuáles canales utilizan. Esto te ayudará a no perder tiempo creando contenido para plataformas que no son relevantes para tu audiencia.

También, tienes que tomar en consideración que tu público es más que simples receptores de contenido. Para que el contenido sea efectivo, lo que quieres decir debe superponerse de alguna manera con lo que le interesa a la audiencia.

¿Cómo lo descubres? Investigando, observando o incluso preguntándoles. El Social Media Listening puede ser una excelente manera para comprender los intereses de tu audiencia y los temas que buscan.

También ten en cuenta que el público no es estático. No tienen un solo objetivo o interés y crecen con el tiempo. Comprender a tu público objetivo es un proceso interminable: deberás seguir haciendo esas preguntas y verificando tus suposiciones basándote en investigaciones previas para asegurarte de que aún comprendes sus necesidades y expectativas.

Te podría interesar:

4. Define la voz de tu marca

La comunicación escrita es muy diferente de la comunicación verbal. Así como la forma en que podríamos hablar con alguien cara a cara es diferente a cómo podríamos hablar por teléfono, nuestro tono en la comunicación puede causar impacto.

La voz de marca implica la personalidad de tu empresa o marca expresada a través de la forma en que usas el lenguaje para transmitir ideas o conversar en Internet. No es lo que dices, sino cómo lo dices.

El tono variará entre organizaciones y, a veces, entre tipos de contenido (o eventos) para la misma marca. El tono podría tomar cualquier número de enfoques alternativos, que incluyen:

  • Casual
  • Formal
  • Espontáneo
  • Entusiasta
  • Alegre
  • Personal
  • Profesional
  • Honesto
  • Directo

El tono debe ser ampliamente consistente. Cualquier desviación repentina de una «voz» habitual puede ser desagradable para la audiencia, y si se está trabajando para una empresa, se debe comunicar claramente esta cualidad a todos los que crean contenido en nombre de la marca.

5. Identifica los momentos adecuados para publicar contenido

En muchos casos, decidir cuándo publicar en plataformas de redes sociales dependerá de tu público objetivo. A continuación, te muestro algunos aspectos a considerar que te ayudarán a pensar cómo y cuándo comunicarte con tu audiencia.

a) Considera los hábitos

Piensa en los momentos del día y la semana cuando tu audiencia está presente. ¿Cuándo podrían ver tus publicaciones? Pregúntate si ellos encontrarán tus publicaciones inspiradoras, útiles, informativas o simplemente es más «ruido».

La guía general para Twitter, Facebook e Instagram es que publicar a mediodía y entre semana lleva a la mayor participación. El menor compromiso ocurre los fines de semana.

Otros buenos momentos para publicar incluyen durante el viaje de la mañana y la tarde de un usuario, o justo antes y después del trabajo. Las redes sociales están llenando cada vez más espacio de lo que tradicionalmente era «tiempo de inactividad» y las marcas y las empresas deben responder en consecuencia.

Pero toma en cuenta que no hay una regla general cuando se trata de a qué hora publicar en las redes sociales, todo  dependerá de tu audiencia y su comportamiento de uso en las distintas plataformas de social media.

b) Entiende los patrones de actividad

Siempre debes considerar la actividad y atención de tu público objetivo al programar tu contenido. Si proviene de sectores específicos, por ejemplo, educación o atención médica, es probable que la participación sea muy diferente. Por lo general, aquellos que trabajan en estas áreas tendrán menos oportunidades de visitar las redes sociales durante la jornada laboral.

c) Maximiza tu contenido

La mayoría de las plataformas de redes sociales ahora usan alguna forma de algoritmo para priorizar el contenido. Por lo tanto, no siempre se puede garantizar que publicar en un momento específico dará como resultado que tu contenido se vea en ese mismo momento. Si bien esto puede ser extremadamente frustrante, hacer que tu contenido resuene de otras maneras te permitirá aumentar la visibilidad y efectividad.

Podrías intentar alentar el engagement y usar tópicos atrayentes o actividades pagas (si tu presupuesto lo permite). También está bien repetir contenido en una plataforma de rápido movimiento como Twitter, siempre que no sea demasiado frecuente y repetitivo.

d) Crea un marco narrativo

Al igual que el storytelling, las publicaciones se benefician de tener un marco narrativo: un comienzo, un medio y un final, cada uno con actividades, eventos y objetivos definidos; los cuales se pueden planificar para resonar mejor con los públicos y canales objetivo. Por ejemplo:

  • Semana 1: Impulsa el conocimiento de la marca, utiliza preguntas principales y desarrolla curiosidad sobre el producto o servicio.
  • Semana 2: Mantén el conocimiento de la marca, publica sobre los atributos individuales del producto y responda preguntas.
  • Semana 3: Presenta historias y testimonios de usuarios individuales, invita a realizar consultas para desarrollar clientes potenciales y responde preguntas.
  • Semana 4: Comunica los mensajes principales del producto, publica reseñas y promueva ofertas especiales para impulsar las ventas.

e) Considera el panorama general

Considera cómo tus publicaciones en redes sociales podría referirse o vincularse con lo que está sucediendo en el mundo en general. Un evento regular, como las vacaciones de verano, un torneo deportivo o incluso una ola de calor, podría formar parte de tu contenido y aumentar su relevancia, asegurándote de que aún sea interesante para tu audiencia.

También se pueden implementar días festivos específicos, días nacionales o internacionales, semanas y meses. Por ejemplo:

  • Día Internacional de la Mujer, que se celebra anualmente el 8 de marzo. Esto podría proporcionar un gancho útil para que hables sobre los logros de las mujeres detrás de tu producto o empresa.

Un calendario de contenido de redes sociales puede ayudarte a diseñar los temas generales de la campaña y el contenido individual. Hacer esto te permitirá ver de un vistazo cómo fluye la actividad de las redes sociales en cada plataforma y en su conjunto en una campaña.

Tómate el tiempo para reflexionar sobre tu contenido planificado a la luz de cualquier evento que pueda influir o afectar el estado de ánimo y la atención del público. Por ejemplo, si tu público objetivo parece estar atrapado en un desastre natural u otra crisis, tus mensajes promocionales pre-programados pueden parecer irrelevantes en el mejor de los casos e insensibles o insultantes en el peor.

f) Introduce variedad

Es una buena idea variar tu contenido para no limitar la forma en que puedes conectarse con tu audiencia. Por ejemplo:

  • Un tercio de tu contenido podría ser la promoción directa de tu negocio o productos.
  • Otro tercio podría centrarse en el compromiso, por ejemplo, responder a los usuarios.
  • El último tercio podría ser volver a publicar o comentar cosas relevantes, sin apuntar directamente a tu propio producto, servicio o marca.

Te podría interesar:

6. Planifica tu contenido

Ahora es momento de pensar un poco sobre lo que vas a publicar. Es más fácil pensar en tu contenido como un embudo. Pasas de las grandes ideas iniciales a ir refinándolas gradualmente a través de temas semanales en plataformas y publicaciones individuales.

Hay seis elementos principales para incluir en tu plan de contenido:

  1. Temas y mensajes clave: Piensa en cómo fluirán los temas y los mensajes generales en tus publicaciones. Pregúntate si la temática será la misma todos los días. Si no, puedes separarlos en un marco narrativo, agrupados en períodos de tiempo en el calendario.
  2. Fechas y horas: Dentro de cada semana, enumera las fechas, incluidos los fines de semana y cualquier fecha o evento notable que pueda influir en el contenido.
  3. Plataformas: Pensando en cada intervalo de tiempo, enumera las principales plataformas que utilizarás y el mensaje clave que publicarás en ese momento. Recuerda que algunas plataformas imponen restricciones de formato al contenido que deseas crear. Esto se aplica tanto al texto como a las imágenes.
  4. Tipo de contenido: Especifica los diferentes formatos de contenido que estás utilizando en el plan de contenido, por ejemplo, imágenes, videos, entrevistas, promociones y podcasts.
  5. Copy o texto de la publicación: Hacer que las personas se interesen en tu mensaje puede ser difícil, especialmente cuando no pueden ver, tocar o experimentar los beneficios de un servicio o producto real. Ahí es donde el copy de tu publicación tiene que ser persuasivo. Debes crear un contenido que inspire confianza y despierte la curiosidad sobre lo que estas mostrando. Eso sí, muchas publicaciones tanto orgánicas como de campañas publicitarias fallan porque los copys no conectan con el público. En el caso de campañas publicitarias en redes sociales, es primordial hacerte de un buen texto persuasivo contratando los servicios de un copywriter o redactor publicitario.
  6. Activos complementarios: Piensa en qué más necesitas para que tu publicación en las redes sociales resuene con tu público objetivo. Tanto Twitter como Facebook informan que el uso de imágenes da como resultado que las publicaciones reciban una participación significativamente mayor. Puedes usar videos o fotos, un enlace en el que se puede hacer clic al sitio web de la empresa y / o el código de seguimiento de la campaña (si tiene uno). Recuerda incluir subtitulos en los videos ya que muchas personas navegan por Internet con el sonido apagado.

Pedirle a alguien que revise tu plan de contenido generalmente ayuda a mejorar el flujo de comunicación o te recuerda cosas que podrías haber pasado por alto. Asegúrate de que esta información sea compartible y segura ante cualquier eventualidad informática o de red. Puedes crearlo como un documento compartido, ya sea en la nube, como por ejemplo en Google Drive o usar una herramienta de administración de redes sociales dedicada.

Si eliges programar publicaciones por adelantado, asegúrate de vigilar de cerca el contenido que tienes en el futuro. Piensa proactivamente si ese contenido sigue siendo relevante o valioso. Puedes optar por eliminar o reprogramar el contenido para mejorar el rendimiento o en respuesta a los comentarios de tu audiencia.

Conclusión

Cuando usas un calendario de redes sociales, tienes el tiempo y la oportunidad de pensar realmente en tus actualizaciones y crear las mejoras posibles para ayudarte a alcanzar tus objetivos en torno a tus redes sociales.

Recuerda monitorear cada canal para la participación y responder a los fans y seguidores diariamente. Verifica las estadísticas de análisis de cada plataforma para ver qué contenido resuena con tu audiencia y usa estos datos para futuras campañas de marketing.

De esta manera, todas sus actualizaciones estarán preparadas con anticipación y todo lo que necesita hacer es copiarlas y pegarlas en la red social que estés utilizando.


Crear calendarios de redes sociales parece tener mucho trabajo, pero te ayudará a ahorrar mucho tiempo; y, quizás lo más importante, ayudará a deshacerte del dolor de cabeza de encontrarte a último momento sin tener idea de qué publicar. Por ello y conociendo que esto supone muchas veces una tarea abrumadora para ti, creé este Calendario con 24 meses de Ideas de Contenido para tus Redes Sociales.


Infografía: 6 TIPS para crear tu calendario de redes sociales

infografia 6 tips crear calendario RRSS

¿Planeas tu marketing en redes sociales con anticipación? ¿Usas un calendario de redes sociales? ¿Qué métodos o programas utilizas para crear tus publicaciones de redes sociales por adelantado? Por favor comparte tus respuestas en los comentarios y comparte si te gustó la publicación.

Deja un comentario

Responsable: Rosana Rosas.
Finalidad: Gestionar los comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento aceptando la Política de Privacidad.
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Los datos que me facilites están ubicados en servidores cuya sede se encuentra dentro del territorio de EEUU o gestionados por Encargados de Tratamiento acogidos al acuerdo Privacy Shield.
Derechos: Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.

mail

¡Gracias!

Pero sólo falta un paso más

Necesito que confirmes tu dirección de email en el correo que te he enviado.

**Nota: Revisa todas las bandejas de tu correo (Ej. Spam, promociones, notificaciones o social) para ver el email de confirmación.