fbpx

Dile HOLA a la solución de contenido que te ayudará a CONECTAR y a CONVERTIR a tu cliente ideal >>>

Fintech – La Alternativa Ideal para Emprendedores y Pymes

La tecnología digital está evolucionando y casi todas las industrias están aprovechando sus beneficios al transformar digitalmente sus procesos operativos, administración y servicios al consumidor.  Desde el crowdsourcing hasta los préstamos para pequeños negocios, actualmente hay muchas opciones disponibles para cualquier emprendedor o Pyme para establecer un negocio y expandir sus horizontes.

Es bien conocido, que los bancos tienden a apuntar a clientes o empresas que tienen un historial comprobado, puntajes y calificaciones crediticias altas, extensos historiales de pago y más. La diferencia entre Fintech y la banca tradicional es que esta última tiene muchas más barreras, requisitos y trámites que los servicios Fintech modernos.

Para acceder a la financiación de un banco, se deberá cumplir con estrictos requisitos de garantía, que no todas las empresas pueden cumplir. Las empresas Fintech, son mucho más indulgentes con sus requisitos y ofrecen servicios más personalizados que las instituciones financieras tradicionales.

En definitiva, el enfoque Fintech es mucho más amplio y las empresas del sector siempre buscan adaptar sus servicios a las necesidades de la sociedad. Pero conozcamos más a continuación qué es Fintech.

¿Qué es Fintech?

FinTech (Tecnología Financiera) es una combinación de las palabras “financiero” y “tecnología y se refiere a cualquier negocio que utiliza software y otras tecnologías modernas para mejorar o automatizar servicios y procesos financieros, y sus objetivos principales es cambiar la forma en que los consumidores y las empresas acceden a sus finanzas y competir con los servicios financieros tradicionales.

Anteriormente, si deseabas depositar un cheque en tu cuenta bancaria, tenías que hacer un hueco en tu agenda para pasar por la sucursal física y depositar tu dinero.

Ahora todo lo que tienes que hacer es descargar la aplicación en tu teléfono inteligente y depositar el cheque. La experiencia es instantánea y sin esfuerzo, puedes administrar tus finanzas, sin tener que salir de tu hogar o incluso sin tener que interactuar con otro ser humano.

Las empresas Fintech han impulsado la integración de la tecnología en los servicios financieros, lo que, a su vez, ayuda a mejorar las experiencias de los clientes; haciendo que los servicios o productos sean lo más personalizados, accesibles y convenientes posible, tanto para las empresas como para los consumidores. Abrió nuevos mercados y alteró las nociones tradicionales de la banca, así como los productos o servicios financieros.

La importancia de la industria Fintech

El crecimiento de Fintech se debe en gran parte a la oportunidad que brinda a los pequeños jugadores de competir en el mismo campo que los bancos e instituciones financieras tradicionales. Gracias a Fintech, ya no se trata de quién es más grande, sino de quién es más rápido y receptivo para abordar de manera efectiva las demandas de los consumidores en constante cambio. Además, las empresas Fintech ofrecen servicios específicos, a menudo de nicho, que llenan el vacío de una necesidad financiera particular de muchos emprendedores y pymes, a veces a costos mucho más bajos que los que ofrecen los proveedores financieros tradicionales.

Hoy podemos ver como la industria Fintech ha crecido a nivel mundial. Además, es un mercado en constante crecimiento en Latinoamérica; fintech que van desde billeteras digitales en Colombia y Argentina, hasta factoraje en México.

Últimos desarrollos en FinTech

Fintech comenzó a florecer en la década de 1990 cuando surgieron los modelos comerciales de Internet y comercio electrónico y en la década siguiente la banca en su mayor parte ya estaba completamente digitalizada. La crisis financiera mundial de 2008, en la que muchas personas perdieron la confianza en los sistemas bancarios tradicionales, consideran más importantes que nunca a la seguridad y a la transparencia . Esta mentalidad cambiante y la tecnología del cloud computing hicieron posible inventar nuevas soluciones personalizadas y procedimientos estándar, como brindar acceso al perfil bancario, pago y transferencia de dinero con monedas convertidas automáticamente. Debido a la regulación y las altas expectativas por parte de los clientes, el objetivo principal de las empresas Fintech es crear servicios e implementaciones con potencial a largo plazo.

El principal medio por el cual las personas acceden a la web y hacen uso de diferentes servicios financieros es el teléfono inteligente equipado con aplicaciones de banca móvil y billeteras digitales como Google Wallet y Apple Pay.

Las criptomonedas, por ejemplo, han sido un gran desarrollo en el espacio de pagos (movimiento de dinero). Y aunque hay mucho debate sobre si las criptomonedas son o no monedas reales, no hay duda de que pueden servir como medio de intercambio.

El blockchain que sustenta las diversas criptomonedas existe con el propósito principal de descentralizar el sector financiero (históricamente muy centralizado), sin pasar por los bancos tradicionales, las instituciones financieras y los canales de pago, a menudo llamado sistema financiero heredado. DeFi es en sí mismo un término reciente y un subproducto de la revolución fintech. Es una combinación de las palabras “finanzas descentralizadas”.

Innumerables otras fintechs en el espacio de pago han comenzado lentamente a socavar el sistema financiero heredado, incluidas aplicaciones que se han convertido en nombres familiares cotidianos como Paypal, Stripe, Venmo, Alipay e incluso Apple Pay.

Y finalmente, la función tradicional de la industria de servicios financieros de mantener dinero tampoco es inmune a la revolución fintech. Estos incluyen bancos totalmente virtuales, que tienen estatutos y eliminan todos los obstáculos regulatorios requeridos dentro de sus diversas jurisdicciones.

El negocio de la inversión se ha transformado particularmente, con la democratización del comercio efectivamente vaciando la industria de corretaje tal como la conocemos. Anteriormente eran negocios basados ​​en tarifas con márgenes muy altos, pero los corredores de descuento en línea han obligado a muchas empresas a renunciar por completo a sus tarifas para seguir siendo competitivas.

Toda una generación de consumidores jóvenes interactúa casi exclusivamente con asesores robóticos (como Wealthsimple) y aplicaciones de ahorro (como Acorn); rara vez ponen un pie en una sucursal bancaria física.

Por último la revolución Fintech ha creado una variedad de subcategorías importantes y en crecimiento. Incluyen las mencionadas “DeFi”, “Insurtech” (tecnologías de seguros) y “Regtech” (tecnología de regulación), entre otras.

Ventajas del Fintech

1. Rapidez y comodidad

Los productos Fintech tienden a entregarse en línea y, por lo tanto, son más fáciles y rápidos de acceder para los consumidores. En promedio, las Fintech tienen tiempos de respuesta para los solicitantes que van desde 10 minutos hasta 48 horas.

2. Mayor variedad de servicios

Los consumidores se benefician de una mayor variedad de productos y servicios porque se pueden acceder a ellos de forma remota, independientemente de la ubicación en donde se encuentre.

3. Ofertas más baratas

Es posible que las empresas Fintech no necesiten invertir dinero en una infraestructura física como una red de sucursales, por lo que pueden ofrecer ofertas más económicas a los consumidores y ofrecer comisiones más bajas que los bancos.

4. Productos personalizados

La tecnología permite a las empresas Fintech recopilar y almacenar más información sobre los clientes para que puedan ofrecer a los consumidores productos o servicios más personalizados.

5. Optimización del tiempo

Gracias a que todos los trámites se realizan a través de Internet, no es necesario, en la mayoría de los casos, acudir a una sucursal física.

6. Mejora y automatización de procesos

Las Fintech ofrecen soluciones que van desde analizar los perfiles de los solicitantes de crédito, almacenar datos en la nube, agilizar los métodos de pago, entre muchas otras.

Te podría interesar:

Desventajas del Fintech

1. Falta de regulación

Es una realidad que es un fenómeno tan notorio que autoridades de todo el mundo continúan, en muchos casos, estudiando y legislando este fenómeno. Por lo tanto, las regulaciones en torno a Fintech en el mundo no son perfectas, y existe la posibilidad de que algunas de ellas puedan ser un fraude potencial en ausencia de regulación.

2. Tomar una decisión precipitada

Los productos financieros que se compran instantáneamente online sin conocer a nadie cara a cara pueden facilitar que los consumidores tomen decisiones rápidas y desinformadas.

3. Riesgos basados ​​en tecnología

Los productos financieros comprados en línea pueden dejarte más expuesto a riesgos basados ​​en la tecnología. Por ejemplo, tus datos personales podrían ser mal utilizados o podrías ser víctima de un delito cibernético.

4. Exclusión financiera

Si bien la tecnología aumenta las opciones y el acceso para la mayoría de los consumidores, puede excluir a aquellos que no saben cómo usar Internet o dispositivos como computadoras, teléfonos inteligentes y tabletas.

5. Falta de sucursales físicas

Esto puede ser una desventaja cuando hay un problema en la prestación del servicio, ya que todo debe ser atendido vía correo electrónico o redes sociales.

Ejemplos y Usos de Fintech

Demos un vistazo rápido a cómo la industria está irrumpiendo y mejorando algunas áreas de las finanzas.

1. La Banca Móvil

En el mundo de las finanzas personales, los consumidores exigen cada vez más un fácil acceso digital a sus cuentas bancarias, especialmente a través de un dispositivo móvil. La mayoría de los principales bancos ahora ofrecen algún tipo de función de banca móvil, facilitando el manejo de sus cuentas bancarias a los usuarios.

2. Billeteras Móviles

Las billeteras móviles y las aplicaciones de pago son algunas de las formas más omnipresentes de Fintech. Servicios como PayPal, Venmo, Square, Apple Pay y Google Pay permiten que los pares se transfieran dinero entre sí o que los comerciantes reciban pagos de los clientes.

3. Criptomonedas y Blockchain

Las tecnologías de criptomonedas y blockchain son algunos de los ejemplos de Fintech más conocidos y analizados. Los intercambios de criptomonedas, como Coinbase y Gemini, permiten a los usuarios comprar o vender criptomonedas. Las tecnologías de cadena de bloques o blockchain también tienen el potencial de trasladarse a industrias fuera de las finanzas para reducir el fraude.

4. Inversión y Ahorro

Las aplicaciones de stock trading como Robinhood, Stash y Acorns, se han convertido en un ejemplo popular e innovador de Fintech, ya que los inversores pueden negociar acciones desde cualquier lugar con su dispositivo móvil en lugar de visitar a un corredor de bolsa.

5. Insurtech

Insurtech es el uso de tecnología diseñada para maximizar los ahorros y obtener eficiencia de los modelos de la industria de seguros. Las Insurtechs están redefiniendo la experiencia del cliente de seguros al innovar procesos largos que incluyen suscripción, procesamiento de reclamos y activación inmediata.

Las empresas Fintech se están comprometiendo con las compañías de seguros tradicionales para automatizar los procesos en su totalidad y permitirles ampliar las coberturas de siniestros.

Compañías como Oscar Health y Credit Karma son ejemplos de compañías de Insurtech que han ingresado a la industria de la salud y las finanzas personales.

6. Robo-Advisors

Los asesores robóticos consisten en recomendaciones y gestión de cartera basadas en algoritmos para reducir costos y aumentar la eficiencia. Algunos servicios populares de robo-asesoramiento incluyen Betterment y Ellevest.

También ayudan a asignar activos de manera óptima y generar carteras para los clientes y, por lo tanto, permite que todos los grupos de edad de usuarios participen en proyectos y actividades de inversión a tarifas nominales y esfuerzos manuales mínimos.

7. Plataformas de Crowfunding

Incluyendo Kickstarter y GoFundMe las plataformas de crowdfunding son el resultado de un desarrollo riguroso en Fintech. Dichas plataformas ayudan a las empresas emergentes y emprendedores recientemente iniciados a recaudar fondos a nivel mundial y les permiten cruzar fronteras geográficas y entrar en contacto con mercados e inversores globales.

Conclusión

Fintech es una innovación que describe la combinación de las tecnologías más nuevas y está diseñada para mejorar y automatizar la práctica y la prestación de servicios financieros. Ha cambiado la forma en que conservamos, tomamos prestado e invertimos dinero al hacer que las transacciones financieras digitales sean más fáciles y convenientes, sin exigir un banco tradicional.

Fintech ahora está utilizando big data y avances tecnológicos modernos para crear ideas originales en el sector de servicios financieros. Esta nueva forma de pensar sobre la tecnología y las finanzas ha transformado la forma en que las personas interactúan con su dinero.

En definitiva, Fintech se enfocan en crear experiencias perfectas para los clientes y brindar servicios de próxima generación con características personalizadas y funcionales.

Infografia fintech

Imagen en portada: Illustration by Freepik Storyset

Deja un comentario

Responsable: Rosana Rosas.
Finalidad: Gestionar los comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento aceptando la Política de Privacidad.
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Los datos que me facilites están ubicados en servidores cuya sede se encuentra dentro del territorio de EEUU o gestionados por Encargados de Tratamiento acogidos al acuerdo Privacy Shield.
Derechos: Podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Gracias!

Pero sólo falta un paso más

Necesito que confirmes tu dirección de email en el correo que te he enviado.

**Nota: Revisa todas las bandejas de tu correo (Ej. Spam, promociones, notificaciones o social) para ver el email de confirmación.